Recomendaciones para conducir estando embarazada

Recomendaciones para conducir estando embarazada

¿Puedo conducir estando embarazada? Es sin duda una de las muchas preguntas que surgen cuando nos quedamos embarazadas. Obviamente no existe una ley que te impida conducir un coche estando embarazada. Es más una cuestión personal, una decisión que toma casa pareja. Es una decisión en la que entrar muchas variables, como la posibilidad de no tener que hacerlo o la posibilidad de que no quede más remedio. Aunque, también de forma obvia, existen riesgos. Pero sí, puedes conducir estando embarazada.

PREGNANT CINTURON PARA EMBARAZADAS
PREGNANT CINTURON PARA EMBARAZADAS (BESAFE) 
37,99 €

 Puedes conducir estando embarazada

Sí, puedes conducir estando embarazada sin ningún tipo de problema. Como hemos dicho, no hay nada que lo impida y es una decisión personal. Pero como existen algunos riesgos, es necesario seguir algunas pautas y recomendaciones. Por ejemplo, el tema de mareos, náuseas y cansancio en los primeros meses del embarazo. Si sientes algunos de estos síntomas, intenta no coger el coche ese día. Es importante extremar la seguridad propia y del resto de usuarios de la carretera.

Nunca conduzcan sin cinturón. Es cierto que ciertas medidas de seguridad pueden ser incómodas cuando estamos embarazadas. Sin embargo, es mejor llevar el cinturón de seguridad en cualquier caso, y los estudios así lo demuestran. Tanto por seguridad de la madre como por seguridad del bebé. Es importante que si decides conducir estando embarazada, no lo hagas en trayectos largos o durante mucho tiempo.

Cinturón Futura Mamá de Clippasafe
Un complemento más que recomendado para las mamás durante la etapa de embarazo
42,99 €

 Medidas de seguridad que puedes tomar para conducir

  • Pon la parte de arriba del cinturón entre el pecho y la barriga, nunca atravesando el abdomen.
  • La parte inferior del cinturón debe estar colocado por debajo de la tripa y sobre las piernas.
  • Existen unos apliques o almohadillas para facilitar que los cinturones no se muevan.
  • Siéntate lo más recta posible, con el reposacabezas a la altura de la cabeza.
  • No debes sentarte muy cerca del volante. Debe haber unos 25 centímetros de separación entre la tripa y el volante.
  • Se recomienda que a partir del sexto mes no conduzcas. El motivo es que la movilidad se ve reducida y, por tanto, el tiempo de reacción ante algunas situaciones también.
  • Si tienes que realizar un trayecto más o menos largo: descansa cada poco tiempo. Recuerda que tus caderas están soportando mucho más peso. Además, no te olvides de beber mucha agua.
  • No desactives el airbag. Normalmente protege la zona del pecho y de la cabeza, y no supone un peligro para el bebé. Es más, reacciona antes que el cinturón y muchas veces evita el tirón del mismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *