Los otros usos del cojín de lactancia que no conoces

cojín de lactancia

Se trata de uno de los artículos, sin duda, que más ayudan a los papás en los primeros días. El cojín de lactancia es un salvavidas para muchas madres y padres. Especialmente para aquellas madres que quieren y están decididas a dar el pecho a sus bebés. Ya sabéis que esta es una actividad muy recomendable por los beneficios para las madres y los bebés. Pero no sólo para ellas, si conocemos todos los usos posibles de un cojín de lactancia, sabremos de lo realmente importante que es en los primeros meses.

Obviamente el cojín de lactancia tiene un uso principal que te indica el nombre. Su uso más habitual y conocido es para poder dar el pecho al bebé de forma cómoda. Al rodearse con el cojín, conseguimos que el bebé se coloque en una mejor posición. También evitamos posturas y esfuerzos para la madre, haciendo la lactancia una actividad mucho más sencilla. Muchas madres también dan el pecho acostadas, poniendo al bebé sobre el cojín.

Cojín lactancia Nube 62x50
Cojín lactancia Nube 62x50
22,99 €

 Más usos del cojín de lactancia que tienes que conocer 

Los otros usos del cojín de lactancia que no conoces

 También para los papás

Lo primero, es comentar que el cojín de lactancia no sólo sirve para dar el pecho. También se puede utilizar para dar el biberón. Por tanto, es un objeto también para los papás. Consigue mejor postura para evitar dolores musculares y consigue que el bebé esté más cómodo también. Si lo apoyas no cargarás con su peso y el bebé estará mucho más cómodo.

 Un buen acompañante para dormir

Existen varios tipos de cojines de lactancia. Los clásicos en forma de U o V, que son una especie de herradura para envolver en el cuerpo. Otros son más alargados, como una serpiente. Son más “movibles” y pueden colocarse de múltiples formas. Puedes tumbarte de lado y contrarrestar el peso del vientre con el cojín. Esto es especialmente cómodo en los últimos meses del embarazo. Te ayudará a dormir, por ejemplo. Pon el cojín entre tus piernas y el otro extremo para apoyar la cabeza. Lo puedes poner en la espalda para evitar girar, por ejemplo.

Cojín de lactancia Deluxe
Cojín de lactancia Deluxe
45,99 €
Cojín de Tejido Elástico de Jané
Un cojín que cuenta con hasta cuatro funciones válidas tanto para mamás como los propios bebés
59,99 €

 Para el gateo del bebé

Puedes usar el cojín de lactancia cuando el bebé se encuentra boca abajo. Este tipo de ejercicios se hacen para que el bebé, que está empezando a gatear, pueda fortalecer sus músculos y cuello. Utiliza el cojín para que tenga mejor perspectiva, para que se apoye en el para gatear, etc. También es útil para mantener el bebé boca arriba -con forma de U-, cuando empiece a quedarse sentado.

De hecho, algunos cojines tienen pequeños arneses para que el bebé se quede sentado. Otros tiene cierres con velcro, por ejemplo, para hacer una especie de nido y dejar el bebé mejor colocado. Esto evita que se pueda dar la vuelta o rodar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *